Hitos de la primera vuelta al mundo: 31 de marzo de 1520, llegaron a San Julian y estalló el complot…

Hitos de la primera vuelta al mundo: 31 de marzo de 1520, llegaron a San Julian y estalló el complot…
marzo 31, 2015 Sevilla 2019-2022

El 31 de marzo de 1520 era sábado, víspera del Domingo de Ramos de aquel año. Ese día la armada del Maluco encontró un resguardo en la costa de Argentina en el que pensaron que podían pasar el invierno austral y allí fondearon. El lugar fue llamado San Julián, donde la memoria de la primera vuelta al mundo pervive activamente todavía.

En San Julían existe otra de las réplicas de la Nao Victoria existentes en el conteniente americano, ésta convertida en museo.

San Jk¡ulian.nao Victoria

Al dia siguiente de la llegada, ese Domingo de Ramos, Magallanes, que fue un hombre muy religioso,  ordenó que se celebrará una misa, que sería la primera en territorio argentino y que ha hecho que se haya solicitado al Vaticano que el Papa celebre una misa ese mismo día de 2020, 500 años después.

La estancia en el puerto de San Julían dejó fuertes sinsabores a los expedicionarios, porque allí pediron una nave, la santiago, que encalló, y porque allí se produjo uno de los sucesos más lamentables de la travesía: El complot contra el capitan general Fernando de Magallanes, que acabó con ejecuciones y

Dejamos que lo cuente con sus palabras el cronista de aquella nevagación, Antonio Pigafetta:

“En este puerto, el cual pusimos el nombre de San Julián, gastamos cinco meses, durante los cuales no nos acontecieron más accidentes que aquellos de que vengo de hablar.

Habíamos apenas fondeado en este puerto cuando los capitanes de las otras cuatro naves formaron un complot para matar al comandante en jefe. Estos traidores eran Juan de Cartagena, veedor de la escuadra; Luis de Mendoza, tesorero; Antonio Coca, contador, y Gaspar de Quesada. El complot fue descubierto: se descuartizó al primero y el segundo fue apuñalado. Se perdonó a Gaspar de Quesada, quien algunos días después meditó una nueva traición. Entonces el comandante, que no osaba quitarle la vida porque había sido creado capitán por el Emperador en persona, lo arrojó de la escuadra y lo abandonó en la tierra de los patagones con cierto sacerdote su cómplice.”

·

(Quien tenga interés en el libro en el que Pigafetta narra la primera vuelta al mundo, puede descargarlo gratuitamente aquí.)

·

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*